Falabella cambió de imagen y las redes sociales explotaron